1/01/2012

¿Iñaki Urdangarin a la carcel?

Seguro que Iñaki Urdangarin ni irá a la Carcel ni devolverá el dinero supuestamente estafado o robado.



El juez del caso Palma Arena, José Castro, ha decidido aplazar hasta el próximo 25 de febrero la declaración como imputado del duque de Palma, Iñaki Urdangarin, que inicialmente había sido citado para el 6 de febrero.
El magistrado ha atendido las peticiones de aplazamientos formuladas este viernes por varios letrados que alegaban que en las jornadas señaladas para la declaración de sus representados tenían fijados previamente otros compromisos judiciales.
Urdangarin, investigado en torno al supuesto uso irregular de fondos públicos por parte del Instituto Nóos cuando él era su presidente, tendrá que comparecer ante el juez el 25 de febrero a las 09:00 horas.
Las declaraciones del resto de imputados en este sumario, la pieza 25 del caso Palma Arena, también han sido aplazadas, con lo que el socio del duque de Palma en Nóos, Diego Torres, será interrogado en dependencias judiciales el 11 de febrero, también sábado, a las 09:00 horas, y no el próximo 5 de enero como se había fijado en principio.
Ese mismo día declararán Ana M. Tejeiro, Marco Antonio Tejeiro, Miguel Tejeiro y Salvador Trinxet, todos ellos personas vinculadas al Instituto Nóos cuando esta entidadobtuvo fondos públicos por servicios prestados por encargo de los gobiernos de Baleares y la Comunidad Valenciana.
Una semana después, el 18 de febrero, declararán el exdirector general de Deportes del Govern, José Luis "Pepote" Ballester; el exdirector de la Fundación Illesport, Gonzalo Bernal, y el exgerente del Instituto Balear de Turismo (Ibatur) Juan Carlos Alía.

Tres sábados para declarar

El juez justifica en su resolución la elección de tres sábados como días de declaración en la dificultad de escoger jornadas de lunes a viernes en las que los numerosos letrados personados en la causa no tengan otros compromisos y recuerda que la ley de Enjuiciamiento Criminal señala que "todos los días y horas del año serán hábiles para la instrucción de causas criminales".
Además, Castro aclara que en fechas anteriores sería imposible fijar las declaraciones porque el día 9 de enero empieza el primero de los juicios del caso Palma Arena, en el que participan tanto los fiscales anticorrupción como algunos letrados también personados en la pieza sobre el Instituto Nóos.
La de Urdangarin, quien deberá responder sobre la ejecución de lo acordado con los gobiernos balear y valenciano, sobre el destino de los fondos públicos que recibió Nóos y sobre su tratamiento fiscal, será la última de las declaraciones previstas por Castro.
En su auto de este sábado, hecho público por el Tribunal Superior de Justicia de Baleares, el juez da un plazo de tres días a los letrados personados en la causa para que le informen de todos los compromisos profesionales inexcusables que tengan en los próximos cinco meses y les exhorta a que "los reduzcan al mínimo".
"Se anuncia que, una vez este juzgado esté en posesión de tales datos se reservará cuanto menos la totalidad de un mes, también el más próximo y con igual posibilidad habilitadora, para acelerar y, en la medida de lo posible, ultimar la instrucción",añade Castro en su resolución.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Que pregunta es esa, por supuesto irá a la cárcel, sin duda

Anónimo dijo...

Vamos, como este tio no vaya a la carcel es para salir todos a la calle y pedir la 3ª Republica, y lo dice un monarquico.

Anónimo dijo...

yo fui al calabozo por 4000 ptas, al dia siguiente de haberselas cogido a mi ex pareja,por cierto me lo gasté en comida tenía un hambre espantosa!

Anónimo dijo...

incrédulos, se ira de rositas y de devolver el dinero nada de nada , quien piensa que su esposa no sabia nada.Vamos que no somos tontos .

Anónimo dijo...

¿ en la carcel?. Jamás. En la carcel estaríamos cualquiera de nosotros, no el yerno del Rey.
¿ Y Cristina qué hace?. Le lleva los bocatas al talego y una lima escondida ¿ no?. Menudos ilusos los que penseiss que entra en el trullo.

Publicar un comentario en la entrada